Compartir !
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

pyme-startupsDiferencias entre Pyme y Startups

Hoy en Social Design Up vamos a repasar las principales diferencias entre una pyme y una startups ya que suelen confundirse estos términos últimamente tan utilizados.Una pyme se centra en servir al mercado local o al nacional, mientras que las startups tienen su foco en regiones geográficamente más amplias o ambiciones globales. Además es habitual que las startups se centren en un producto más que en un servicio, justo al contrario que la mayoría de las pymes. El pilar base de una pyme no es la innovación, en el caso de las startups si es así.

Las Pymes y la relación/comparación con Startups

Las pymes con tecnologías de última generación, como sucede en las startups, tienen su base en algún tipo de innovación que no tiene por qué ser solo tecnológica, sino que puede basarse en algún proceso productivo o en un modelo de negocio diferenciado. Algunas de las startups más exitosas han sido empresas dedicadas a la biotecnología o al desarrollo de nuevos materiales. En todo caso, para las startups la innovación es siempre una ventaja competitiva.

En la pyme el empleo se genera a nivel local mientras que en una startup  el trabajo se puede realizar en cualquier parte, no cuesta mucho imaginar cómo una startup de una red social californiana tiene parte de sus equipos de desarrollo de software en países asiáticos por su bajo coste.

Aunque ambos tipos de empresa son fundamentales para la creación de empleo en muchas economías, lo hacen de un modo completamente diferente. Así las pymes suelen tener un único fundador y, de media en Europa, crear unos cuatro puestos de trabajo. Las startups, por su parte, suelen crearlas equipos en los que los socios tienen habilidades distintas y complementarias, es decir técnicos y con habilidades financieras o comerciales. Por otra parte, el empleo en las pyme requiere unos perfiles muy distintos de los que nos encontraríamos en las startups y conllevan sueldos muy inferiores, algo normal si pensamos que en estas últimas se necesitan personas con un fuerte componente tecnológico o de conocimiento de modelos de negocio.

Además las startups generan mucho más empleo indirecto que la pymes. Las matemáticas consiguientes deberían hacer pensar a los gobernantes de países como España, al menos esa es mi modesta opinión. Las startups por naturaleza tienden al “todo o nada” y su etapa de supervivencia es mucho menor que la de la pyme, lo que ya deja claro lo difícil que es triunfar con una startup. La idea de la evolución natural de una startup es que debe crecer hasta dominar un nicho de mercado, y ser adquirida por un tercero o simplemente cerrarse.

La evolución de las Pymes

La pyme es, en muchas ocasiones, un negocio familiar con poco o ningún capital externo, todo lo contrario de lo que sucede con las startups, en las que más tarde o más temprano en su trayectoria hay un papel fundamental de inversores externos. Basta con pensar en figuras como la del capital riesgo o los business angels.

La pyme suele crecer de un modo lineal, esto es, que cuando se inyecta dinero en este tipo de empresas estas responden rápidamente en términos de ingresos o empleo de un modo positivo. Sin embargo, las startups siempre comienzan perdiendo dinero, pero si resultan exitosas, tienen un crecimiento exponencial. Las pyme buscan y deben ganar dinero desde un principio, mientras que las startups han de pensar en el largo plazo, ya que sus objetivos se centran en la escalabilidad y la masificación de las ventas. Se trata, por lo tanto, de una diferencia muy importante en lo que a las expectativas de crecimiento se refiere, ya que las startups parten de un potencial de crecimiento muy grande.

José R. Saura
CEO en Design Up Spain.Web Developer y especialista en SEO y SEM. Consultor de estrategias en Social Media Marketing #Startups #BrandedContent #Google #SMM

Compartir !
  •  
  •  
  •  
  •  
  •